jueves, 2 de julio de 2015

Los manuscritos de Teresa Panza y el ATC de Villar de Cañas

Teresa Panza dice NO al cementerio nuclear de Villar de Cañas, tumor cancerígeno en el corazón de la Mancha.

El título de este artículo puede crear confusión, más de uno pensará que nada tiene que ver una novela quijotesca con un cementerio nuclear del siglo XXI,  sin embargo  de no ser por el cementerio nuclear de Villar de Cañas, está novela gestada hace casi 30 años, se hubiese quedado abandonada en el sótano de mi casa de por vida.

Me explicó:

Cuando participé en el Premio Nadal en 1986 y mi novela “Réquiem por una noche de amor” fue seleccionada, soñé que podría llegar a ganar o al menos sería publicada, no fue así, en ese momento me prometí no volver a escribir jamás, y así lo hice durante más de 20 largos años, a pesar de la insistencia de mi hija para que lo hiciese.

¿Qué provocó que lo hiciese e incumpliese mi promesa?


En principio, al comienzo de la gran estafa a la que se le suele denominar crisis, comencé a escribir, allá por 2010, comentarios en distintos diarios digitales contra la actuación del gobierno de Zapatero que se desviaba de manera vergonzante de lo que había sido la primera legislatura y los grandes avances que supuso, matrimonio entre personas del mismo sexo, Ley de la dependencia, Ley de memoria histórica, protección a los derechos de la mujer, retirada de las tropas de [1]Irak…


En Mayo de 2011, ocurrió algo determinante, la llegada de Dolores de Cospedal a la presidencia de Castilla-La Mancha, nada que objetad contra la alternancia de poder, algo sano en cualquier Estado democrático, de no ser de que mi tierra con la llegada al poder de esta presunta honrada daría pasos de gigante hacía el pasado y sobre todo en cuanto a recortes sociales de todo tipo: Ley de la dependencia, cierre de escuelas rurales, cierre de centros de salud y un sinfín de barbaridades, pero sobre todo la decisión de instalar el Cementerio nuclear en Villar de Cañas, para negocio de amigetes y el presunto honrado de su marido. Cementerio nuclear (ATC) que daría durante su construcción algunos puestos de trabajo, mínimos en la comarca, pero que a cambio, más siendo una zona sísmica, como lo es Villar de Cañas, ponía en peligro todo el futuro de la economía tradicional manchega, desde los famosos ajos morados de Las Pedroñeras y por extensión de toda la comarca, el queso manchego, el mejor del mundo para mi gusto, toda su excelente gastronomía, incluida la producción vitivinícola que está consiguiendo excelentes resultados que igualan e incluso superan al de otras partes de España en relación calidad precio y sobre todo la vida sana de las gentes de mi tierra.
El ATC (cementerio nuclear) me decidió a implicarme directamente en la lucha contra ese tumor maligno que era y espero que no llegue a ser, la mayor amenaza contra mi tierra, nuestra Tierra. Comencé junto a otros, mi buen amigo José Vicente Navarro Rubio, Sepeño, el sabio inventor de Santa María del Campo Rus, José Vicente Navarro Rubio, Juan José García Alonso, Sarai Galán, Ángel Fernández, Nines Martínez y tantos otros. Con el fin de animar creé dos personajes más, dos participantes además de mi seudónimo de Paco Arenas, Amadeo1959, pastor manchego joven y provocador y mi amada Rosa Lía, universitaria manchega dispuesta a provocar lo que fuese con tal de atraer a la toma de conciencia contra el ATC.

Fue el ATC primero, y la lucha contra la Mafia después lo que provocó que el gusanillo dormido despertase, con Rosa Lía, desarrollé ese personaje femenino en el cual me siento tan cómodo, en aquellos foros contra el ATC, comenzamos a escribir de otros temas de índole cultural, cine, poesía, literatura y así surgió:  “Cuando don Quijote de la Mancha paso por Pinarejo”, siete poemas de José Vicente Navarro Rubio, que se me hacían corto y que provocó que yo recordase aquellos cuentos sobre Sancho Panza y la cueva del Hermosomío, y comencé a reescribirlos con intención de que mi amigo escribiese más poemas, como así fue, llegó provocado por mi persona a más de 30.  Ya entonces hablamos de intentar plasmar esos poemas y relatos en un libro, pero al final desistimos, aunque yo seguí escribiendo los relatos durante un tiempo.

 El quedar segundo con Aurora cierra los ojos, en el concurso de relatos contra la violencia machista, me dio la oportunidad de ofrecer la novela a José Luis Victoria, editor de Ediciones Hades, que desde el día 29 de mayo es una realidad, en que fue presentada en Burjassot, y que ahora viaja a la Mancha para ser presentada en la Trova Manriqueña, el próximo 11 de julio.  Hoy me harán una entrevista en la Cadena Ser para Castilla-la Mancha, tengo claro que por supuesto de nuevo haré una llamada de atención contra el ATC.

Así que ya sabéis lo que tiene que ver Los manuscritos de Teresa Panza y ese, ese Aberrante Tumor Cancerígeno que quieren instalar en el corazón de nuestra Tierra.




[1] de aquella guerra ilegal que se gestó en la Cumbre de las Azores que provocó miles de muertos y sembró la semilla de lo que hoy es la mayor amenaza a la paz y a la razón, que supone  el Estado Islámico, estoy convencido que de no haber existido la Cumbre de las Azores, no habría existido el Estado Islámico.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...